NOTICIAS RECIENTES

Con gran entusiasmo adultos mayores disfrutan de los beneficios de la biodanza en La Serena

Iniciativa financiada a través del Fondo Social del Gobierno Regional, apunta al desarrollo humano a través del movimiento, la música y el trabajo en grupo.

“Movimiento, Biodanza, Integración: Talleres de inclusión social para adultos mayores”, es el nombre del proyecto financiado con el Fondo Social y Rehabilitación de Drogas del Gobierno Regional, por un monto que supera los $4 millones, el cual beneficia a más de 60 adultos mayores, en su mayoría mujeres.

IMG_6734..

Durante la mañana del martes, el grupo realizó una presentación en la Plaza de Armas de La Serena, lo que motivó al público presente a sumarse al ritmo de la música y a disfrutar de los beneficios de esta actividad.

Loreto Varela, encargada del proyecto, recalcó la importancia de la continuidad de estos proyectos y el beneficio para la salud para los adultos mayores.

“La biodanza en el adulto mayor debe ser permanente, porque ellos tienen un deterioro muy rápido de su cuerpo, entonces podemos estar muy felices trabajando con ellos pero si se termina en uno o dos meses vuelven a estar como estaban, por eso debemos seguir apoyándolos a través de estas iniciativas”, afirmó.

Idea que refuerza el consejero José Montoya, vicepresidente de la comisión de Desarrollo Social e Inversiones, “estos son los proyectos que vale la pena financiar, proyectos que tienen un contenido mucho más allá de los recursos o de lo que se pueda invertir, esto tiene que ver con el bienestar de la ciudadanía y sobre todo de nuestros adultos mayores, gente que ha entregado toda una vida al trabajo y al desarrollo de nuestra ciudad, que han engrandecido Chile”.

Montoya agregó que “por eso el Gobierno Regional tiene la misión de prestarles una mejor atención y por eso la importancia de los fondos concursables que van en su directo beneficio”.

El proyecto se dividió en cinco etapas, la primera consistió en la difusión de esta iniciativa. La segunda etapa fue el diagnóstico para todas y todos los beneficiarios del proyecto.

La tercera etapa fue el desarrollo de dos talleres de biodanza, la cuarta es la verificación de los logros alcanzados mediante nuevas aplicaciones del Examen de Medicina Preventiva del Adulto Mayor (EMPAM) y la pauta de observación de las categorías de movimiento de biodanza, además de una encuesta de satisfacción del proyecto. Por último, se realizó un análisis de los logros por parte del equipo psicosocial, que dio como producto final un informe de la ejecución del proyecto que presentado en la ceremonia de cierre del proyecto.

IMG_6704.

José Domínguez, beneficiario del proyecto, quien lleva siete años practicando esta actividad y ahora es el único adulto mayor hombre que lo practica, expresa que esta idea “es inmensamente buena, increíble porque la gente se recupera, a veces llegan cansadas pero a medida que hacen la clases se van entusiasmando, se aprende a querer, a mirarse, lo que es muy difícil, de verdad soy un agradecido de esta iniciativa”.